Comparte
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Persecutor reveló que Adán Alejandro Espinoza Fuentes, de 26 años, en agosto del 2017 amenazó a la familia de la víctima. También que actualmente comparte celda con uno de los “Hermanos Tan”

“Salió corriendo diciendo que lo habían matado”, fueron las palabras con que un interno del anexo cuatro de imputados reincidentes del Centro de Cumplimiento Penitenciario (CCP) de Talca, describió el asesinato del imputado, Guillermo Alejandro Ramos Gallegos, de 21 años.

Los hechos ocurrieron en la tarde del 17 de enero pasado. Dos días antes, Ramos Gallegos había sido detenido por Carabineros del Retén Mariposas luego de robar dos televisores y mochilas en las casas de veraneo de un centro recreacional ubicado en el sector de Vilches, en la comuna de San Clemente.

Al día siguiente, esto es el martes 16, este imputado fue entregado a primera hora al Juzgado de Garantía de Talca. Allí en las celdas del subterráneo se cruzó con Jonathan González Cáceres, uno de los tres “Hermanos Tan” y que comparte el liderazgo de dicho grupo narco, por lo cual, está siendo enjuiciado por organizar el traslado de un cargamento de tres kilos de cannabis sativa prensada desde el norte del país a Talca.

AMENAZAS

El fiscal, Ángel Ávila, con especialización para investigar delitos violentos, confirmó ayer en audiencia judicial que se están investigando los nexos de Jonathan González con el crimen de Guillermo Ramos, aunque no como autor material.

Para ello, sostuvo que el autor directo del asesinato, Adán Espinoza, comparte celda con el líder de los “Hermanos Tan” y que además, es conocido entre los internos de la cárcel de Talca como “El perro del Tan”. Esto equivale, explicó, a una persona que cumple órdenes.

Sostuvo que este antecedente se conecta a las amenazas de muerte que en agosto del año pasado afectaron a una hermana de Ramos Gallegos. En denuncia estampada en la Cuarta Comisaría de Carabineros de Talca, la víctima de este incidente afirmó que Adán Espinoza fue hasta su casa para amenazarla que mataría a su hermano y a toda su familia. “Si tenís escondido a tu hermano la van a pagar todos”, habrían sido los términos.

A LA JUSTICIA

Todo ello, agregó el fiscal, motivado porque Ramos Gallegos supuestamente le habría robado a Jonathan González, por lo cual, era conocido al interior de la unidad penal de Talca como “doméstico”, lo cual explicaría las motivaciones del crimen.

El persecutor añadió que existen grabaciones de cámaras de seguridad de Gendarmería y también, declaraciones de dos testigos directos. Ellos acreditan que fue Adán Espinoza quien apuñaló por la espalda a Ramos Gallegos, tras esperarlo que ingresara.

En este sentido, el fiscal presentó cargos criminales contra dicho imputado por homicidio calificado, con las circunstancias de alevosía y premeditación. Ya que la víctima estuvo bajo aislamiento al ingresar a la cárcel de Talca, como medida de seguridad especial.

Pero fue el propio Ramos Gallegos quien, por escrito, solicitó levantar dicha condición y ser ingresado al anexo cuatro, por estimar que allí estaría seguro. Sin embargo, el fiscal explicó que fue atacado exactamente 34 segundos después de que Gendarmería lo dejó entrar a esa sección del penal.

La jueza, Marta Asiaín, del Juzgado de Garantía de Talca, decretó la prisión preventiva para Adán Espinoza y fijó en cuatro meses el plazo para el cierre de la investigación.

Fuente: Diario El Centro

 

Comentarios