Manuel Soto dice que fue notificado por teléfono desde el Departamento de Educación Municipal. Cree que la decisión pudo tener que ver con sus declaraciones a la prensa.

Manuel Soto Gutiérrez, director del Liceo Augusto Santelices de Licantén -donde estudiaba la niña que estuvo una semana secuestrada por José Navarro- fue desvinculado de su cargo.

Soto dijo a Cooperativa sentirse “sorprendido” por la decisión, que se le notificó por vía telefónica de parte del Departamento de Educación Municipal, y que él atribuye a las declaraciones que hizo a la prensa durante los días de la pesquisa.

 En medio de la búsqueda, el docente comentó a los medios de comunicación que la menor de edad había sufrido abusos sexuales, pero alega que no fue el primero en hacerlo ni tampoco especificó la naturaleza de los vejámenes.

“Yo simplemente di información respecto de los sucesos abusivos de los cuales fue víctima nuestra niña. Yo informé de esa situación a la prensa después de que habló el fiscal, habló la PDI; incluso después de que una docente que hizo la denuncia lo publicó en las redes sociales”, señaló Soto.

“Si fue por ese motivo me extraña. Yo hablé sobre hechos ya conocidos y consumados”, agregó el ahora ex director, que señaló, de todos modos, que no está arrepentido, pues cuando se conocen situaciones de vulneración hay que levantar la voz por los niños.

Comentarios