El presidente francés Emmanuel Macron anunció el sábado que Francia participaba en la operación en curso con Estados Unidos y el Reino Unido en Siria, precisando que los bombardeos estaban “circunscritos a las capacidades del régimen que permiten la producción y el uso de armas químicas”.

“No podemos tolerar la banalización del empleo de armas químicas”, explicó el presidente en un comunicado difundido de madrugada.

Macron había señalado con anterioridad que tenían pruebas de que el régimen de Bashar al Asad era el responsable del ataque con armas químicas sobre la ciudad de Duma, que dejó al menos 40 muertos, según reportaron organizaciones civiles.

El presidente francés había adelantado una posible ofensiva militar, la cual quedaría sujeta al diálogo con sus aliados del Reino Unido y Estados Unidos, la cual se concretó la jornada de este viernes.

París había defendido un posible ataque en el Consejo de Seguridad de la ONU, donde el representante de Francia, François Delattre, apuntó que era necesario “detener la escalada química” en Siria, y subrayó que Naciones Unidas no podría “permitir que un país desafíe al Consejo de Seguridad y al derecho internacional”.

Delattre añadió que Francia “asumirá la responsabilidad”, y apuntó que el gobierno sirio había alcanzado un “punto de no retorno”.

Fuente: Bio Bio Chile

 

 

Comentarios