Un total de cinco camiones fueron absolutamente consumidos por las llamas, tras un incendio que afectó la madrugada de este jueves a un aserradero ubicado en la ruta H-10, en el límite entre las localidades de Graneros y Rancagua.

El siniestro tuvo que ser sofocado por tres compañías del Cuerpo de Bomberos de Rancagua, quienes preliminarmente descartaron la participación de terceros en el origen del fuego.

Dado lo anterior, fiscalía dio a instrucciones a la SIP de Carabineros para indagar en las causas exactas de la inflamación, aunque se señaló que no se encontraron pancartas o mensajes que se atribuyan el hecho.

PURANOTICIA / ATON

Comentarios