El hombre murió el pasado 21 de marzo en su domicilio

Durante la jornada de este martes se confirmó la muerte de Víctor Reyes Verdugo, de 55 años de edad, cuya familia denunció en enero pasado un presunto caso de negligencia médica.

En concreto, Johanna Reyes Baeza, hija de Víctor, señaló que en marzo de 2018 a su padre se le detectó un pequeño tumor cancerígeno en el pene. Según su testimonio, el médico a cargo indicó que “no era nada grave”.

En este contexto, explicó que el paciente fue sometido a cinco intervenciones quirúrgicas y que, a diferencia de lo informado por el médico tratante, el cáncer se extendió hasta los ganglios.

Confiamos en el doctor y le pregunté si mi papá tenía que hacer una radio o quimioterapia. Me dijo que no, que no era necesario porque el tumor estaba fuera del cuerpo. Me dijo que no tenía peligro de muerte”, señaló Johanna.

Lamentablemente, consigna La Prensa, el diagnóstico del médico fue equivocado. Ya que hace dos semanas, el hombre, proveniente del sector Buena Unión de Molina, perdió la vida debido a que el cáncer se ramificó por completo.

Según el medio consignado, el deceso del hombre se produjo por un paro cardíaco el jueves 21 de marzo pasado, a las 17:30 horas, en su casa. Su hija recordó que “el lunes 18 le dieron la hospitalización domiciliaria y alcanzó a durar tres días”.

En este sentido, Johanna informó el abogado de la familia “ya está preparando la demanda contra quienes resulten responsables por la muerte de mi padre”.

Fuente: redmaule.com