Uno de los cuatro fundadores de Facebook hizo un llamado a las autoridades Estados Unidos a actuar para que la compañía tecnológica sea dividida en tres partes. Chris Hughes fue uno de los excompañeros de Mark Zuckerberg en la Universidad de Harvard y quien eligió advertir -a través de una columna- a los reguladores que la empresa debe ser separada entre Facebook, Instagram y Whatsapp.

Hughes expresó en el diario The New York Times que “hace 15 años que cofundé Facebook en Harvard y no he trabajado en la compañía desde hace una década. Pero tengo un sentimiento de enfado y responsabilidad” y agrega en el texto sobre Zuckerberg que “es humano. Pero su humanidad es precisamente lo que hace que sea tan problemático que tenga un poder sin control“.

Hughes escribe que “estoy decepcionado conmigo mismo y con el equipo de Facebook de los primeros tiempos por no pensar más en cómo el algoritmo del flujo de noticias (news feed) podía cambiar nuestra cultura, influir en elecciones y empoderar a líderes nacionalistas. Y me preocupa que Mark se ha rodeado de un equipo que refuerza sus creencias en vez de contestarlas”.

El cofundador enfatizó que Zuckerberg tiene un poder “más que cualquier persona en el sector privado o en el gobierno” y dijo que “no hay precedente de esta capacidad para vigilar, organizar e incluso censurar las conversaciones de 2.000 millones de personas“. La empresa rechazó sus argumentos y precisó que “no se aplica la responsabilidad pidiendo la partición de una compañía americana de éxito”.