El proyecto fue elegido luego de que dirigentes, autoridades locales y el diputado Hugo
Rey lo solicitaran en La Moneda. Será financiado por la Subsecretaría de Desarrollo
Regional (Subdere), considera una inversión que supera los $50 millones y beneficiará a
unas 300 familias.

En agosto del 2018, la presidenta de la junta de vecinos de El Boldo I, Erika Marchant;
solicitó al apoyo al diputado Hugo Rey, quien llegó a terreno y en marzo de este año
coordinó una reunión junto al subsecretario de Desarrollo Regional, Felipe Salaberry;
invitando también al alcalde de Curicó, Javier Muñoz.
En la ocasión y luego de la solicitud de las autoridades, el subsecretario Felipe Salaberry
indicó que durante el próximo mes se aprobarían los recursos para el proyecto. De esta
forma, los recursos llegaron al municipio durante el mes de mayo, por lo que ya se
encuentran en sus arcas, listos para la ejecución del proyecto.
El diputado Hugo Rey recordó que este apoyo nace de la solicitud que la dirigente hace a
él y su oficina parlamentaria, y que “significa un gran avance para los vecinos de El Boldo I,
que durante muchos años han esperado avances sin grandes inversiones… por lo tanto, la
pavimentación de las veredas para las calles 1, 2 y 3 va a significar un gran beneficio para
quienes hoy transitan en veredas en mal estado”
Erika Marchant valoró la intervención del diputado Hugo Rey. Aformó que “hemos tenido
un gran apoyo de él, porque desde la reunión que tuvimos en agosto del año pasado, hoy
ya hemos logrado el proyecto más anhelado para el sector, que es la reposición de las
veredas”.
Sobre la unión del diputado junto al alcalde de Curicó, la dirigente indicó que “a pesar de
las diferencias que ellos tienen, tuvimos la capacidad de reunirse para conseguir
aprobación para este proyecto: el diputado muy preocupado nos consiguió la audiencia y
el municipio nos apoyó con el proyecto. Todo esto para que este proyecto saliera
adelante”.
Sobre las obras, el alcalde Javier Muñoz indicó que este proyecto permitirá generar
empleos y que no habrá utilidad de las empresas, por lo que los recursos se utiliarán en
materiales y mano de obra.
El proyecto por un total de $50 millones 265 mil, considera cerca de un kilómetro
de veredas de hormigón, con un ancho de 1,20 metros para ambos costados de las calles

1, 2 y 3 de El Boldo I. Además, contempla vereda reforzada en los accesos vehiculares y
accesibilidad para personas con movilidad reducida.