Concejo Municipal de Curicó aprobó importantes recursos para gastos de operación y mantenimiento de este esperado sistema que está postulado al fondo del Programa de Mejoramiento Urbano (PMU) de la Subdere para recibir financiamiento.

Debido a los constantes accidentes de tránsito y el peligro inminente que han manifestado peatones y conductores de Curicó, la municipalidad ya se encuentra trabajando en el proyecto de semáforo de tres tiempos en avenida Circunvalación con calle Calama, que ha sido postulado a la Subsecretaría de Desarrollo Regional (Subdere) para recibir el correspondiente financiamiento para la ejecución.

Por lo mismo, este jueves el Concejo Municipal de Curicó, presidido por el alcalde Javier Muñoz Riquelme aprobó el aporte anual de 1 millón 400 mil pesos por concepto de mantención y operación de sistema.

“Uno de los semáforos más requeridos por diferentes segmentos de población y barrios es justamente el de la intersección de calle Calama con Circunvalación Norte. Es una intersección que ha generado un alto número de accidentabilidad, donde nosotros mitigamos de alguna manera con algunos reductores de velocidad, pero no es suficiente, es por eso que fue una medida de mitigación para seguir avanzando en lo que es la concreción de un proyecto definitivo para tener semáforo.

Ya tenemos el diseño, hoy día el Concejo Municipal aprobó incorporar también dentro de la propuesta los gastos de operación de este proyecto y ahora estamos terminando la presentación a la Subsecretaría de Desarrollo Regional a través de un PMU, que esperamos que logramos el financiamiento a través de ese programa. Así que seguimos avanzando, esto no ha sido fácil, no es rápido, pero estamos avanzando y darle tranquilidad a la comunidad porque vamos a tener un semáforo en la intersección de Calama con Circunvalación Norte”, enfatizó el alcalde Javier Muñoz.

TRES TIEMPOS

El semáforo que se proyecta para este sector es de tres tiempos y tiene un costo total de 47 millones 984 mil 82 pesos. Incluye accesibilidad universal y un sistema de sonido para las personas no videntes. Fue presentado y aprobado por la Unidad Operativa de Control de Tránsito (UOCT) el 6 de septiembre del presente año y va a permitir que los vehículos hagan los siguientes desplazamientos:

Primer tiempo: Los vehículos que van hacia el norte podrán virar hacia la derecha (cordillera) mientras que los que van al sur, podrán doblar hacia la derecha, sector poniente.

Segundo tiempo: Los que van por Circunvalación hacia la cordillera podrán virar hacia el sur por calle Calama y los que van hacia el poniente por Circunvalación, podrán doblar hacia el norte.

Tercer tiempo: Permitirá que los vehículos que vienen por Circunvalación puedan “cruzarse”, es decir, los que avanzan desde poniente a oriente van a poder doblar hacia el norte (izquierda), mientras que los que van de oriente a poniente podrán virar hacia el sur por calle Calama.

Cabe destacar que, para elaborar este proyecto se congregó a la comunidad organizada de los sectores que colindan con ambas arterias, como las juntas de vecinos Boldo 2, Los Boldos, Boldo 6 y 7, como también, la Villa Apumanque, quienes aportaron información valiosa para llevar adelante este anhelado semáforo.