La Cámara de Diputados aprobó la idea de legislar por el proyecto de ley que busca reducir la jornada laboral a 40 horas. La votación fue con 88 votos a favor, 24 en contra y 27 abstenciones.

La discusión del texto había comenzado ayer de manera sorpresiva, ya que correspondía inciar el debate este miércoles, pero se adelantó para “avanzar en una agenda que ayude a superar la actual crisis que vive el país“, según expresó la diputada Karol Cariola.

La iniciativa impulsada por el Partido Comunista fue objeto de indicaciones, por lo que fue enviado de regreso a la Comisión de Trabajo.

La propuesta plantea en concreto dos modificaciones al Código del Trabajo:

1. Elimina la palabra “efectivamente” de la norma que define que se entiende por “jornada de trabajo”. Uno de los objetivos de esta medida es que el tiempo de colación se considere parte integral de esta.

2. Reduce la duración de la jornada ordinaria de trabajo de un máximo de cuarenta y cinco horas semanales a 40. La propuesta no afecta a los trabajadores con contratos especiales.

El texto indica también en su articulado transitorio que las modificaciones introducidas por la presente ley entrarán en vigencia al inicio del año calendario inmediatamente siguiente al que se publique en el Diario Oficial y, bajo ninguna circunstancia, podrán representar una disminución de las remuneraciones actuales de las trabajadoras y los trabajadores beneficiados