Nacional

Servicio de salud del Maule ha habilitado 7 residencias sanitarias en la región con un total de 381 camas.

Vistos

El Servicio de Salud Maule desde iniciada la pandemia Covid-19, ha habilitado hasta la fecha, siete Residencias Sanitarias en la Región del Maule, disponiendo de un total de 381 camas. Importante destacar que estos espacios están orientados para atender a personas con Covid-19, en buenas condiciones de salud sin indicación clínica de hospitalización y que, por diversas razones, no pueden realizar la cuarentena en su domicilio o que no tienen la posibilidad de cuidados en su vivienda.

El director del Servicio de Salud Maule, Dr. Luis Jaime, destacó la habilitación de la Residencia Sanitaria en Hotel Palmas Express de Curicó, con lo que se aumentó la capacidad a 381 camas en la Región “Recientemente habilitamos como Residencia Sanitaria el Hotel Palmas Express ubicado en el centro de Curicó, el cual cuenta con 29 habitaciones, para albergar a personas que necesiten ser aisladas o realizar su cuarentena producto del COVID – 19. Esta residencia se viene a sumar a otras que han sido habilitadas en Curicó como el ex seminario camino a Rauquén y Hotel Raíces. Éstas, sumadas a las residencias en las otras provincias de la región, nos dan un total de 223 habitaciones con 381 camas disponibles para ser utilizadas en caso de ser necesario. Nuestro equipo está trabajando arduamente y evaluando la apertura de Residencias en otros puntos de la Región” señaló.

En cuanto a las Residencias Sanitarias éstas corresponden a Hotel Cienfuegos (31 habitaciones), Hotel Insigne (14 habitaciones) y Eco Hotel (78 habitaciones) en Talca; Ex Seminario en Rauquén (25 habitaciones), Hotel Raíces (24 habitaciones) y Hotel Palmas Express (29 habitaciones) en Curicó y Hotel Santa María (22 habitaciones) en Linares.

La derivación de pacientes a las Residencias Sanitarias es realizada por la Seremi de Salud y los requisitos para optar al ingreso de Residencias Sanitarias tienen que ver con factores de hacinamiento en sus hogares, evitar el contagio del grupo familiar, adultos mayores, personas que tengan enfermedades crónicas compensadas con sus tratamientos en desarrollo e indicados por sus respectivos médicos de cabecera y personas que no presenten dependencia funcional. 

 

Primera Fuente